La tumba del héroe Aquiles

1

Es uno de esos descubrimientos más esperados, como las de Genghis Kan, Alejandro Magno o Alarico, pero que quizá no se encuentre nunca.

Tras la muerte de Aquiles, supuestamente por una fecha lanzada por el príncipe troyano París como nos contó Homero, sus restos pudieron ser enterrados en una zona cercana al mar, se piensa que cerca de Aquilea, ciudad griega fundada en su honor en el siglo VI a.C. Pero son varias las ubicaciones que nos ha trasmitido la historia, bañada en la mitología, que hace que algunos incluso duden que este guerrero existiera en realidad. En Helesponto, Tracia, o incluso en una isla en el mar negro, quién sabe…

Pese al desconocimiento de su ubicación, no pocos fueron los personajes que la buscaron, algunos de la talla de Alejandro Magno, o los emperadores romanos  Adriano o Caracalla.

Una Respuesta

  1. Pedro Sanchez Garay

    Y dicese que ante la tumba de Aquiles Alejandro el Magno lloro porque se lamentaba que no habia otro Homero que inmortalizara sus acciones extraordinarias como lo hizo este autor con el Pelida.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *